Los cristales son vitales en un gimnasio

Los cristales son vitales en un gimnasio

Actualmente, hay muchísimas personas que saben de la importancia que tiene hacer ejercicio regularmente. Todo esto ha supuesto que los gimnasios estén cada vez más repletos y que haya incluso listas de espera de tantas y tantas personas. Todo ello, lo que ha tenido como consecuencia que se hayan incrementado las licencias de apertura para los gimnasios, algo que han comprobado en carne propia desde Prada Ingenieros, lo que para ellos supone toda una oportunidad de hacer negocio de lo más exitosa.

El vidrio, un componente fundamental

Tanta cantidad de gimnasios, ha visto como nuevas tendencias han ido creciendo y cambiando su fisonomía, tanto interior como exterior. En este sentido, se han ido abriendo los gimnasios gracias a los nuevos diseños, donde en muchos casos se utilizan los cristales de vidrio para que desde fuera se pueda ver a los usuarios haciendo deporte.  La industria del vidrio, ha podido beneficiarse de todo esto.

El gimnasio es un negocio, pero también es salud

Los últimos descubrimientos que se han realizado, lo que han hecho es relacionar la potencia cuando, por ejemplo, se han hecho determinados ejercicios con una mayor longevidad.  Hablamos de una actividad que tiene que ser controlada y vigilada por un entrenador personal. Todo esto lo que ha ido haciendo es que cada vez haya más matrículas en los últimos años.

¿Están trucados los espejos de los gimnasios?

Una causa de que los gimnasios, en algunos casos puedan trucar los espejos es que cuando nos vemos en ellos podamos vernos tal y como queremos, de forma diferente a como los vemos en nuestro hogar y así ir al gimnasio con más frecuencia, de tal manera que pensemos que está produciéndose una evolución.

Si en un primer momento entramos en el gimnasio y nos miramos en el espejo que se encuentra delante de ti y ves que estás mejorando, lo más seguro es que vas a querer asistir todos los días.

Cuando entrar en el gimnasio por vez primera y te ves que estás aún peor de lo que tú pensabas, quizá lo que ocurrirá es que vas a pensar que tu caso no tiene solución o que nunca as a lucir tan bien como tu compañero de enfrente, por lo que es posible que al final termines “pasando” de la sana idea de ponerse en forma.

¿Salas con trucos distintos?

Aunque hay esterotipos distintos de personas en distintas salas, por lo general cada uno de los espejos se va a comportar de forma diferente dependiendo de las personas que se estén mirando en los espejos que esa sala tiene, pues no es igual la sala de spinning que la sala de aerobic, la sala de mantenimiento o la sala de las pesas.

Ya podéis imaginaros que es posible decir que en la sala de pesas los espejos en algunos casos suelen mostrarnos cuerpos con más volumen, tonificados o incluso con mayor definición.  Si vamos a una sala dedicada al aerobic, o de cardio, verás espejos que nos hacen ver mucho más esbeltos.

Las luces y las sombras

Podemos comprobar que en muchas ocasiones las personas nos solemos ver mejor en unos espejos que en otros, por lo que no es algo descabellado pensar que haya gente que piense que la forma en que incida la luz sobre el espejo.

La luz tiene un papel destacado, puesto que las sombras que se van creando en nuestro organismo van a depender de la forma en que incida en el espejo, para así podernos ver mucho más definidos, esbeltos o el efecto contrario.

Aunque en los gimnasios se puede pensar que alguna serie de cosas están hechas al azar, lo cierto es que las luces y la forma en la que inciden los espejos con las sombras y su efecto en los músculos no solo no tienen un efecto negativo en las personas que están mirando, sino totalmente al contrario, viéndose más definido.

Estamos ante un tema controvertido

Está claro que en estos temas no todo el mundo igual, hay gente que defiende estas teorías y otras sin embargo, no creen que sea así, como han expresado multitud de gimnasios. Sin querer creer a unos y a otros, la verdad es que hay que pensar que algunas veces se actúa de alguna manera sabiendo las ventajas que puede causar, la luz, pero no pensamos que sea tan pensado al milímetro.

Lo mejor es tener esto un poco en duda y que cuando nos miremos al espejo, vayamos viendo nuestros avances, que realmente pueden ser visibles y constatables.  Ir al gimnasio es bueno y si sigues asistiendo con determinación, pronto verás sus efectos.